martes, 20 de octubre de 2020

Nos preparan un SUPER CONFINAMIENTO basado en las CONSECUENCIAS DE LA VACUNA DE LA GRIPE

 Están preparando un estado de alarma con confinamiento, pero esta vez a lo bestia.

Con restricciones todavía mayores, detenciones, etc..

Están vacunando a mansalva, para provocar otra oleada de "pandemia" , otra vez provocada por las vacunas.

Y todo eso sin ninguna base científica ni sanitaria, porque como ya hemos visto con los datos de la CArlos III, ya no hay nada.

Aquí los datos: https://nomoriridiota.blogspot.com/2020/10/ultimos-datos-de-la-carlos-iii.html

mi pregunta es:

¿hasta cuándo van a callar los médicos?

¿hasta dónde son capaces de colaborar en la destrucción de la sociedad?

¿en el asesinato de sus conciudadanos por un plato de lentejas?

En Canadá, ya lo tiene muy bien organizado:

https://operacionblackbox.webflow.io/blog/agenda-2021-filtrada-en-canada-dictadura-y-vacunacion-forzada?fbclid=IwAR0_zFMeHPWKyrimejWJt-a5oWtGM-0xs-zGi1-_e_VoYzIv6bbZV_KOvXc

Testimonio: "Lo más serio para mí es que hacen deporte con la mascarilla puesta. "

 La ley 21/2020 es clara: deporte siempre sin mascarilla.

Pues los colegios hacen lo que les da la real gana.

"Tengo dos hijos de 8 y 10 años. Su situación hacia el virus afortunadamente no es de miedo, de eso me he encargado yo para no aumentar el pánico general que todos los medios informativos están difundiendo. 

Sin embargo tienen miedo a bajarse la mascarilla para poder respirar si se sienten agobiados o con falta de aire, no desean contrariar a los profesores y prefieren evitar que les regañen. Mi hijo dice que a veces va al baño para respirar tranquilamente. Mi hija, se baja la mascarilla de la nariz cuando no le ven para sentirse aliviada. 

Me preocupa que están sentados y sin moverse la mayoría del tiempo y cuando salen al recreo tienen un espacio muy limitado para poder moverse y poder desahogarse.
Lo más serio para mí es que hacen deporte con la mascarilla puesta. 

Mi hijo me cuenta como su mascarilla se empapa de babas resultando además de incómodo, dificultoso para respirar y no puede escupir y deshacerse de las babas, esto también le ocurre en el recreo. 

En cuanto al gel, me cuentan que se dan más de seis veces al día. Que a la hora de la comida no les dejan lavarse las manos con agua y jabón (supongo que para prevenir alboroto en los baños) y cuando comen fruta se produce una pasta en las manos y al final se mezcla con la fruta que ingieren resultando como mínimo desagradable por no decir insano...

En las entradas a los colegios se forman largas filas intentando respetar las distancias, pero a la salida del centro es imposible controlar que no haya aglomeraciones.

Siento que mis hijos están más irascibles, tristes y emocionalmente alterados.

 Además tienen miedo a expresar sus ideas si van en contra de las normas o lo establecido por la sociedad. Se ha eliminado el debate y se impone la obediencia por encima de la propia salud. 

En resumen me siento preocupada dejando a los niños en el colegio, no encuentro lógica ninguna en este distanciamiento y en las medidas adoptadas. El remedio está siendo 100 veces peor que la enfermedad ya que en los niños la incidencia es mínima como bien sabemos."




Testimonio: Adolescente intoxicado por CO2 por la mascarilla

Testimonio de una familia con un adolescente que padece las tóxicas mascarillas: 

"Mi hijo de 13 años sufría de angustia, dolor de cabeza y mareos desde que empezó el curso.
A los 10 días lo llevé al pediatra y le diagnosticó inhalación excesiva de CO2 por llevar mascarilla tantas horas de continuo.

Hemos conseguido que pueda ir al instituto con una mascarilla tipo pantalla de barbilla a nariz abierta por los lados y la parte superior.

Su mejoría ha sido instantánea.

No soy de escribir en ningún foro, pero considero que nuestra vivencia puede ayudar a muchos."

Testimonio de una madre: "Controlan cada movimiento de mi hija y la tienen asustada con la discriminación"

 Los colegios españoles se han convertido en centros de tortura para los niños. Espero que algún día lo paguen.

Testimonio de una madre que nos ha escrito a Infancia y Verdad:

"Mi hija mayor tiene 6 años, empezó el colegio como casi todos sus compañeros, el 14 de septiembre.


El primer día fue duro pero decidimos que intentaríamos que siguiera yendo y aguantar, aguantar porque todo el mundo te dice que sólo es por no acostumbrarse. 

Pero los problemas iban a peor, mi hija lo pasaba realmente mal con la mascarilla, le dolía la cabeza, se sentía mareada, no podía concentrarse, al sentir que se ahogaba se ponía nerviosa,  le daba ganas de vomitar. 

Para colmo, mi hija se resfrió y, al no poder tener una buena expulsión de los mocos, lo poco higiénico que es llevar una mascarilla estornudada todo el día, se lo comenté a su tutora, pero ésta sólo se limitó a dar aviso a sus superiores, no recibí más respuesta. 

 Tampoco recibí una confirmación cuando querían que hiciera educación física con mascarilla, sólo que lo comunicaba a sus superiores.

La segunda semana busqué ayuda de la pediatra, pero ésta se negó en rotundo a hacer un certificado, mi hija tenía vegetaciones adenoideal, diagnosticado hace años y sólo le dio un informe con este diagnóstico, nada más.

El primer día de la tercera semana fue la gota que colmo el vaso, mi hija rompió a llorar desconsoladamente porque no aguantaba más, el uso de la mascarilla y las medidas repetitivas y constantes de lavado de manos la estaban martirizando. 

Decidimos no llevarla al cole hasta poder hablar con dirección, pero nuestra sorpresa fue que el centro tampoco podría ayudarnos si no presentábamos un certificado que confirmase la situación de nuestra hija. Pusimos una queja en el centro de salud de mi hija, nos llamaron y esta vez nos dieron un informe que pone que el uso de la mascarilla agrava los síntomas de salud de mi hija.


Presentamos esto por correo al cole y le dijimos que iría sin mascarilla y que no autorizábamos a la toma de temperatura y lavados de mano con hidrogel. Al principio la directora nos dijo que la aislarían y le pondrían una mascarilla en las entradas, salidas y espacios comunes, sin autorización ninguna por parte de nosotros, así nos negamos, que si queríamos que no le pusieran una mascarilla nosotros tendríamos que enviar un escrito desautorizando esa decisión. 

Hicimos lo que nos pidió pero aun así tienen a mi hija aislada sin poder tener contacto alguno más que con una docente en un aula y un trozo de patio. Todo esto porque no lleva mascarilla y hasta que a la directora le digan si mi hija puede ir o no con sus compañeros, o si puede o no llevar mascarilla. Me pregunto, ¿Quién más que su madre tiene autoridad para decidir si mi hija lleva mascarilla?, creo que la respuesta sería un juez, pero hasta entonces nos siguen presionando y discriminando a mi hija.

El comedor escolar quiso tomar las mismas medidas, dejándola en la misma aula que la retiene el cole, después de hablar con la coordinadora cambió de decisión y con instrucciones de la directora y la jefa de estudios, le dijo que podían llevar al comedor pero a diferencia de los demás niños, debe de tener dos metros de distancia, deberá entrar cuando todos ya estén sentados y para que nadie se cruce con ella, saldrían por el lateral del comedor. Controlan cada movimiento de mi hija y la tienen asustada con la discriminación que le están haciendo. Me pregunta "Mamá, ¿soy mala?, creo que nadie me quiere en el cole."

Ayer estaba muy tristona, las clases las va haciendo pero el comedor ayer le dejaron ir en el mismo patio que el resto, le dijeron a los demás niños que no se acerquen a ella y no compartan nada con ella, la pusieron en un esquina y no le dejaban correr ni salir de esa esquina. Hoy no ya no la envío, hasta que se solucione, la pobre está afectada, no entiende nada.


Esta situación nos está afectando psicológicamente a toda la familia. Intentamos estar serenos y armoniosos por nuestras hijas pero necesitamos apoyo."

URGENTE. Lista de delitos cometidos en los colegios españoles por los Protocolos Covid-19

Lista de delitos cometidos en los colegios por los Protocolos Covid-19

 

El propósito de este escrito es informar al personal docente de cuáles son las leyes que podrían estar infringiendo al imponer a los alumnos una serie de acciones para las cuales el personal docente no está autorizado por la legislación española o internacional.

 

La Dirección de los centros y los docentes de la mayoría de los colegios en todas las Comunidades Autónomas obedecen a “órdenes que vienen de arriba” pero desconocen sus responsabilidades legales, por lo que podrían ser objeto de denuncias por parte de las familias por delitos graves, incluso penales, que castigan con multas importantes y varios años de cárcel, y esas “órdenes que vienen de arriba” no les protegerán ante un tribunal.

 

Todo docente debe saber que:

1.     1.  Existe una jerarquía en el ámbito legislativo por la que una ley inferior en rango, es decir, una normativa autonómica o de un centro docente público o privado, no puede ser más coercitiva que las leyes superiores. En nuestro caso, la ley que ordena los límites legales es el Real Decreto Ley 21/2020 de 9 de junio. Ninguna Comunidad Autónoma podrá contradecir o vulnerar lo que ahí se ordena.

2.      2. Sólo existen dos autoridades con fuerza y poder para obligarnos físicamente a hacer algo, la autoridad judicial y la autoridad policial. Las llamadas “autoridades sanitarias” no tienen poder alguno sobre nuestros cuerpos, sólo pueden recomendar o sugerir, pero jamás pueden obligar a nadie a cualquier acción médica.

3.      3. Imponer una mascarilla, tomar la temperatura u obligar al uso del hidrogel son todas ellas  acciones médicas que sólo pueden ser realizadas por personal médico y con el consentimiento de la persona o menor, encontraréis a continuación los artículos de las leyes que lo regulan.

Lo único que protege al profesor es el anunciar en su clase: “el uso de la mascarilla es obligatorio”. Nada más. A partir de ahí, obligar a ponerla, decir súbetela, tomar la temperatura u obligar al uso del hidrogel suponen acciones invasivas que incumplen la normativa legislativa en materia civil y penal, (Ley 3/2001, sobre consentimiento informado y Ley 14/1986, de 25 de abril, General de Sanidad ), así como en el ámbito de los derechos humanos que listamos a continuación.

 

4.      4. Poner una mascarilla no es como poner un delantal o un uniforme, es un acto médico porque impide la normal respiración y afecta directamente a la salud de los niños porque respiran menos oxígeno del que necesitan. La prueba de su toxicidad es la gran cantidad de casos de mareos, cefaleas, vómitos y desmayos que están sufriendo los niños en toda España. Además, ya murieron dos adolescentes en China por hacer gimnasia con mascarilla en el mes de mayo, y tres menores han fallecido en Alemania en el pasado mes de septiembre, dos adolescentes y una niña de seis años,  por la falta de oxígeno: muerte súbita. En Alemania, en el Baden Wurtemberg, la justicia acaba de decretar que el uso de las mascarillas en los colegios ya no es obligatorio. 

Esta información está siendo ocultada en los medios de comunicación por la gravedad del asunto. Pero los docentes debemos saber a qué nos exponemos al obligar a todas estas acciones médicas.

Estamos viendo que en muchos colegios los profesores de gimnasia están obligando a los niños a hacer ejercicio con la mascarilla, y cuando los alumnos empiezan a marearse, les dicen “apártate para quitarte la mascarilla”, es decir, que esos profesores saben fehacientemente que la mascarilla provoca daños en los niños, sin embargo, les obligan a volver a ponérsela, lo que, además de contravenir el Real Decreto Ley 21/2020 que dice que no se debe hacer ejercicio con mascarilla, sería un delito de omisión al deber de socorro, art.195 del Código Penal y de  tortura, art. 173 del Código Penal. Y castigar, aislar, amenazar al menor por la mascarilla sería un delito de coacciones y amenazas, art. 172 del Código Penal.

 

5.      5. La toma de temperatura es un acto médico sumamente íntimo y, por ley, sólo puede ser realizado con el consentimiento del menor o de su tutor, por personal sanitario y en la intimidad; en ningún caso puede ser realizado por un docente o un director y delante de todo el mundo porque, en el caso que mostrara unas décimas, el menor podría ser acosado, ridiculizado o estigmatizado por los compañeros. Por este motivo, muchos colegios han decidido que la temperatura la tomen los padres en casa. Es importante saber también que la toma de temperatura en la frente, además de ser humillante porque simula un disparo en la cabeza, y de ser muy nocivo por ser un rayo láser en el cerebro, es un gesto acientífico, puesto que la frente es probablemente la parte más fría del cuerpo. En el deporte de élite, toman la temperatura en la muñeca con esos mismos termómetros. Por tanto, que un docente tome la temperatura en la frente no sólo es ilegal e invasor, sino que es acientífico.

 

6.     6.  En cuanto al uso del hidrogel en los colegios, como veremos a continuación, no aparece en el Real Decreto Ley 21/2020, que es la ley estatal que ordena los protocolos sobre uso de mascarillas y demás protocolos anti Covid-19 en los centros docentes. Y esto se debe al hecho que ningún centro docente puede obligar a los menores a usar un producto químico, producto que no ha sido diseñado para la piel delicada de los niños. Por tanto, obligar al uso del hidrogel es un delito y un ataque directo al cuerpo de los niños, como todo lo anteriormente descrito.

 

7.      Para nuestra tranquilidad, los datos que da la televisión sobre la evolución del Covid-19 no se ven corroborados por las fuentes científicas de los especialistas, el Instituto Carlos III, entidad nacional dedicada a centralizar los datos provistos por todos los hospitales de España.

En su último informe nº48  del 14 de octubre 2020 que podemos consultar aquí:

La curva tanto de contagios, hospitalizados, Ucis y fallecimientos muestra que estamos acercándonos a cero, es decir, que la pandemia ha terminado. En el mismo informe que recoge los datos desde el 10 de mayo muestra que ningún menor entre los 2 y los 15 años ha fallecido por esta enfermedad, y si consultamos los datos anteriores al 10 de mayo, tampoco falleció ningún menor. En el siguiente gráfico, la curva azul de la izquierda es la de los que han dado positivo en los tests, la curva verde los hospitalizados, la marrón son os fallecimientos y la amarilla son las UCIs.


 




A continuación, explicamos cuáles podrían ser las leyes que estamos infringiendo cuando obligamos a mascarillas, hidrogel o tomamos la temperatura.

 

1) NORMATIVA APLICABLE AL USO DE MASCARILLA: de acuerdo con lo dispuesto por los artículos 6.1 y 6.2 del Real Decreto Ley 21/2020, de 9 de junio (Documento BOE-A-2020-5895), modificado en 8 de julio, normativa aplicable en todas las Comunidades Autonómicas por ser de rango superior a cualquier orden emanada de éstas, el uso de mascarillas no será exigible en los siguientes casos:

 

§  Niños menores de 6 años, por tanto, obligar a un niño menor de 6 años a llevar mascarilla es un ilícito.

§  En la vía pública, en espacios al aire libre y en cualquier espacio cerrado de uso público o que se encuentre abierto al público, siempre que no resulte posible garantizar el mantenimiento de una distancia de seguridad interpersonal de, al menos, 1,5 metros; por tanto, sentados en el aula con 1,5m de distancia, obligar a los menores al uso de la mascarilla es un ilícito.

§  para las personas que presenten algún tipo de enfermedad o dificultad respiratoria que pueda verse agravada por el uso de la mascarilla; por tanto, este Real Decreto reconoce que el uso de las mascarillas no es bueno para el sistema respiratorio puesto que AGRAVA la dificultad respiratoria.

§  o que, por su situación de discapacidad o dependencia, no dispongan de autonomía para quitarse la mascarilla; por tanto, los niños pequeños no pueden ser obligados a su uso.

§  o bien presenten alteraciones de conducta que hagan inviable su utilización; por tanto, cualquier menor que presente nerviosismo o cualquier tipo de alteración en su conducto no puede ser obligado al uso de la mascarilla.

§  en el caso de ejercicio de deporte individual al aire libre; por tanto, obligar a hacer gimnasia con mascarilla es un ilícito.

§  en los supuestos de fuerza mayor o situación de necesidad;

o cuando, por la propia naturaleza de las actividades, el uso de la mascarilla resulte incompatible.

 

Artículo 7. Centros de trabajo.

 

1. Sin perjuicio del cumplimiento de la normativa de prevención de riesgos laborales y del resto de la normativa laboral que resulte de aplicación, el titular de la actividad económica o, en su caso, el director de los centros y entidades deberá:

 

b) Poner a disposición de los trabajadores agua y jabón, o geles hidroalcohólicos o desinfectantes con actividad virucida, autorizados y registrados por el Ministerio de Sanidad para la limpieza de manos.

 

Mientras el Real Decreto Ley 21/2020 habla de geles hidroalcohólicos o desinfectantes en la normativa de los centros de trabajo, podemos constatar que no se menciona ninguna obligación de usar dichos productos químicos en los centros docentes sino sólo “medidas de higiene adecuadas para prevenir los riesgos de contagio”, ni siquiera mencionan el agua y el jabón en los centros docentes, y una “medida de higiene” no puede en ningún caso ser la imposición del uso de un producto químico no adaptado a la piel de los niños.

 

Artículo 9. Centros docentes.

 

“Las administraciones educativas deberán asegurar el cumplimiento por los titulares de los centros docentes, públicos o privados, que impartan las enseñanzas contempladas en el artículo 3 de la Ley Orgánica 2/2006, de 3 de mayo, de Educación, de las normas de desinfección, prevención y acondicionamiento de los citados centros que aquellas establezcan.

En cualquier caso, deberá asegurarse la adopción de las medidas organizativas que resulten necesarias para evitar aglomeraciones y garantizar que se mantenga una distancia de seguridad de, al menos, 1,5 metros. Cuando no sea posible mantener dicha distancia de seguridad, se observarán las medidas de higiene adecuadas para prevenir los riesgos de contagio.”

 

El  Real Decreto-Ley 21/2020  deja claro que es responsabilidad del Centro el distanciar los pupitres entre sí al menos de 1,5m, es decir, que es el Centro el que debe adaptarse a la situación sanitaria y a la situación de cada menor, no son los alumnos los que deben someterse a decisiones puntuales por la falta de espacio o de organización del centro. El miedo de los docentes a contagiarse en ningún caso puede justificar ninguna acción que contradiga un real decreto, la Ley General de Sanidad y el Código Penal. 

Si bien el Real Decreto Ley 21/2020 habla del uso obligatorio de las mascarillas, no aclara en ninguno de sus puntos quién podrá obligar a ello, puesto que  la legislación española e internacional no permite a nadie imponer el uso de la mascarilla a la fuerza, por lo tanto, cualquier persona, personal docente o director de Centro que usara de su fuerza, autoridad y poder para poner, en contra de la voluntad del menor o de la de sus progenitores y/o tutores,  una mascarilla, la toma de temperatura, el uso del producto químico hidrogel o la realización de una PCR, estaría infringiendo no sólo la Ley 3/2001, sobre consentimiento informado y  la Ley 14/1986, de 25 de abril, General de Sanidad, sino también los artículos 172 y 173 del Código Penal, como se detalla más abajo.

2) DERECHOS HUMANOS: la Convención sobre los Derechos del Niño, norma supranacional de Naciones Unidas de aplicación internacional, reza en su art. 3.1: "En todas las medidas concernientes a los niños que tomen las instituciones públicas o privadas de bienestar social, los tribunales, las autoridades administrativas o los órganos legislativos, una consideración primordial a que se atenderá́ será́ el interés superior del niño.

En el caso que nos ocupa, si los niños no fallecen por esta enfermedad pero si han fallecido por el uso de las mascarillas, el interés superior del niño debe ser que pueda respirar tanto oxígeno como necesite y no deberá ser obligado a utilizar productos químicos que dañan su piel.

El abogado Reiner Fuellmich que ya ganó querellas criminales contra el gobierno alemán y las empresas Deutsche Bank, Volkswagen y Kuhne&Nagel, acaba de iniciar una querella criminal contra el gobierno alemán y la OMS, por crímenes contra la humanidad por las medidas tomadas en Alemania que vulneran los derechos fundamentales universales.

3) DERECHO SANITARIO: La Ley 3/2001, de 28 de mayo, reguladora del consentimiento informado y de la historia clínica de los pacientes, reza su Art. 3.1. "... se entiende por consentimiento informado el prestado libre y voluntariamente por el afectado para toda actuación en el ámbito de su salud..." "... y se prestará por escrito en los casos de intervención quirúrgica, procedimientos diagnósticos y terapéuticos invasores, y, en general, en la aplicación de procedimientos que supongan riesgos o inconvenientes de notoria y previsible repercusión negativa sobre la salud del paciente.”    

Art. 3.2: La prestación del consentimiento informado es un derecho del paciente y su obtención un deber del médico.

Art 3.3. El paciente tiene derecho a decidir libremente, tras recibir la información adecuada, entre las opciones clínicas disponibles. Asimismo, tiene derecho a negarse al tratamiento, salvo en los casos determinados en la ley. Su negativa al tratamiento constará por escrito.

 

La Ley 14/1986, de 25 de abril, General de Sanidad, en su artículo 10.4 establece que el paciente tiene derecho "...A ser advertido de si los procedimientos de pronóstico, diagnóstico y terapéuticos que se le apliquen pueden ser utilizados en función de un proyecto docente o de investigación, que, en ningún caso, podrá comportar peligro adicional para su salud. En todo caso será imprescindible la previa autorización y por escrito del paciente y la aceptación por parte del médico y de la Dirección del correspondiente Centro Sanitario.”

 

La neuróloga alemana Margareta Gris Bresson, experta con prácticas en neurología en Mulheim, Alemania y en Londres, Reino Unido, nos explica la necesidad de oxígeno en el desarrollo de niños y adolescentes y las consecuencias de la falta de éste en su salud:

§  los niños y adolescentes por naturaleza tienen un sistema inmunológico activo y adaptativo, y necesitan lidiar constantemente con el microbioma de la tierra (conjunto de comunidades microbianas bacterias, arqueas, virus, hongos y protistas- incluyendo sus genes y metabolitos),

§  Existen células en el hipocampo no resisten más de 3 minutos sin oxígeno, las señales de alerta de la falta de oxígeno son dolor de cabeza, somnolencia, dificultad para concentrarse, mareos, reacciones más lentas, es decir, restricciones en el funcionamiento cognitivo. La deficiencia crónica de oxígeno produce acostumbramiento, y hace que los síntomas desaparezcan, pero el rendimiento y eficacia siguen produciéndose.

§  Las deficiencias neurodegenerativas por deficiencia de oxígeno se manifiestan en 20 o 30 años.

§  Las células que no se dividen, o apenas se divide, no se recuperan.

§  Los niños consumen tres veces más oxígenos que los adultos, por tanto, la falta de oxígeno no sólo inhibe el desarrollo del cerebro, sino que provoca daños cerebrales irreparables, como también ocurre en los adultos. Este grave daño es de sobra conocido, por tanto, robarle oxígeno al cerebro de un niño o adolescente, no solo es dañino, sino que podría ser objeto de causa criminal.

§  Tras las autopsias realizadas por forenses italianos y alemanes, se ha podido comprobar que el Covid-19 no es una enfermedad respiratoria sino inflamatoria, por lo que es muy dudoso que el contagio se realice por las vías respiratorias.

§  Un virus tiene un tamaño de 0,08 micrómetros, y los poros de las mascarillas comunes tienen un tamaño de 500 a 800 micrómetros, tamaño que se agranda cada vez que son lavadas. Por tanto, no existe ninguna demostración científica que garantice que las mascarillas nos protegen de los virus.

§  La OMS e infinidad de expertos han señalado que el uso de las mascarillas en menores no sólo son inútiles por no proteger contra ningún virus, sino que además son extremadamente dañinas para sus cerebros, como también para los adultos.




 

 

4. RESPONSABILIDAD PENAL

·        ·        Art. 172: Delito de coacciones: "1. El que, sin estar legítimamente autorizado, impidiere a otro con violencia hacer lo que la ley no prohíbe, o le compeliere a efectuar lo que no quiere, sea justo o injusto, será castigado con la pena de prisión de seis meses a tres años o con multa de 12 a 24 meses, según la gravedad de la coacción o de los medios empleados.”

Este artículo define como delito penal grave el obligar a otro a hacer algo en contra de su voluntad.

·        ·        Artículo 173 Delito de tortura: "el que infringiere a otro un trato degradante, menoscabando gravemente su integridad moral, será castigado con la pena de prisión de seis meses a dos años". Las autoridades o profesores de centros educativos que tomen la temperatura en la frente, la tomen en contra de la voluntad de los menores o de sus progenitores, señalen al alumno por no llevar la mascarilla o llevarla por debajo de la nariz, estarían menoscabando su integridad moral,  ocasionando un sufrimiento derivado del trato vejatorio y, por tanto, podrían incurrir en el delito de tortura.

·       ·        Delito de omisión del deber de socorro: Reza el Art 195: "Incurrirá en tal delito el que no socorriere a una persona que se halle desamparada y en peligro manifiesto y grave, cuando pudiere hacerlo sin riesgo propio ni de terceros". Siendo la obligación del personal docente y de la dirección del centro velar por la seguridad física y emocional de los alumnos, si vieran al menor sufrir, marearse, vomitar o desmayarse por el uso de la mascarilla y no hicieran nada para impedirlo, podrían ser acusados de delito de omisión del deber de socorro y castigados por el incumplimiento de tales deberes  con penas de multa, prisión y/o inhabilitación especial para empleo o cargo público, oficio o profesional (Art. 196).  

Todas estas normas citadas demuestran que cuando los docentes obligan a una serie de acciones médicas, por mucho que os los digan vuestros superiores, la realidad es que la ley no os ampara. Y como el desconocimiento de la ley no exime de su cumplimiento, si cualquier familia se querellara contra vosotros, tendríais pocas posibilidades de salir ilesos del proceso judicial.

 

 

 

 


viernes, 16 de octubre de 2020

Últimos datos de la Carlos III: contagios, hospitalizados, UCIs y fallecimientos cercanos a CERO. SIGUEN MINTIENDO

 Pasen los datos, que esto ya es insostenible. Confinan ciudades, provincias, conculcan nuestros derechos fundamentales, nuestras libertades de reunión, expresión, opinión, manifestación y movimiento; nos imponen mascarillas, geles y PCR y todo eso POR NADA y PARA NADA.

Miren los datos oficiales: no pasa NADA.

¿por qué los periodistas no consultan los datos oficiales? 

¿Qué les cuesta ir a las fuentes?

Los Juicios de Nuremberg/COVID-19 serán implacables. Terrorismo informativo además de abuso de poder, prevaricación, coacciones, tortura, destrucción de la economía, traición a la nación: ojalá existiera la pena de muerte como en EEUU.

Vean la curva: es EVIDENTE, todo en caída libre!!

Link al informe nº 48 del 14 de octubre del Instituto de Salud Carlos III:

https://www.isciii.es/QueHacemos/Servicios/VigilanciaSaludPublicaRENAVE/EnfermedadesTransmisibles/Documents/INFORMES/Informes%20COVID-19/Informe%20COVID-19.%20N%C2%BA%2048_14%20de%20octubre%20de%202020.pdf

azul: supuestos positivos 

verde: hospitalizados

marrón: fallecidos

amarillo: Ucis

todos los parámetros cercanos a CERO!



jueves, 24 de septiembre de 2020

ESCÁNDALO: ACHACAN AL COVID-19 EFECTOS ADVERSOS DE LA VACUNA DEL MENINGOCOCO

OTRA PRUEBA MÁS DE LA MENTIRA DESPIADADA DE LOS MEDIOS OFICIALISTAS que me acaba de enviar un amigo, mil gracias!!!:

Todos los datos, TODOS, confirman que LOS NIÑOS NO PADECEN EL COVID-19.

Sin embargo, varios diarios acaban de publicar que un niño ha sido ingresado "en estado grave por Covid-19" en el Vall d'Hebron  con un cuadro inflamatorio conocido como Síndrome de Kawasaki.

Y resulta que ese Síndrome de Kawasaki es conocido como uno de los efectos adversos de la vacuna del meningococo, como reconoce la Asociación Española de Pediatría.




Fíjense que horror! Ocultan los efectos de la vacuna de la meningitis sobre los niños para poder asustar con el maldito Covid y así poder seguir martirizando a los niños en los colegios, con la mascarilla, con el tiro en la cabeza de toma de temperatura, con los PCR, con no abrazarse ni jugar!

Con esta noticia hacen creer a la gente que los niños SI QUE PUEDEN TENER PATOLOGÍAS GRAVES POR COVID-19 CUANDO NO ES CIERTO.

Os llevaremos a los tribunales, no lo dudéis, sicópatas asesinos.


EL INSTITUTO DE SALUD CARLOS III NO RESPONDE A MI PREGUNTA: CUÁNTOS FALLECIDOS POR COVID-19

Me acabo de dar cuenta de que el 27 de agosto envié un mail al Instituto Carlos III diciéndoles que si estaban mintiendo sobre los datos de la plandemia, podrían ser denunciados. 

Curiosamente, al día siguiente empieza una meseta súbita y a partir del 7 de septiembre, una caída brutal, que nos lleva a cifras cercanas a CERO.

A continuación, el mail que les acabo de mandar hace unas horas:

24 sept. 2020 21:09

Asunto: Re: Datos correctos fallecimientos Covid-19

Para : mortalidad@isciii.es, comunicacion@isciii.es, mmmartin@isciii.es, herreraencope@cope.es, secretariageneral@jupol.es



 Estimada Mar Martín, 

vuelvo a dirigirme a Ud. a pesar de su pertinaz  silencio a mis sencillas preguntas: ¿puede Ud. darme la cifra oficial de fallecidos en España por Covid-19?

La falta de respuesta a una pregunta aparentemente tan sencilla demuestra que esto no es un tema baladí, sino un tema de trascendencia política que le obliga a guardar silencio.

Sin embargo, y mal le pese, Ustedes son un centro nacional y nosotros los ciudadanos tenemos derecho a tener una información veraz, por lo que su silencio puede ser objeto de una querella. 

 



La segunda pregunta que vengo a hacerle hoy es la siguiente: 

En el informe nº44 de la "Situación Covid-19 a fecha 16 de septiembre" aparece algo francamente sorprendente,  tanto en la curva de "casos" (es decir, test positivos) como en la de hospitalizados: 

1-  Hacia el 1 de julio se disparan ambos (casos y hospitalizaciones) en una ascensión imparable

2-  de repente y en ambos gráficos, entre el 20 de agosto y el 7 de septiembre el ascenso se interrumpe bruscamente, entramos en un llano.

3- a partir del 7 de septiembre se inicia una caída libre tanto de "Casos" como de hospitalizaciones llegando a caer a cero! el 17 de septiembre!!!

, cuando la CAM acaba de confinar municipios enteros por, según las noticias, una situación sanitaria alarmante.

 Busco en dicho informe y no encuentro ningún análisis ni explicación a lo que ambos gráficos describen: 

1. qué pasó el 1 de julio?

2. qué pasó entre el 20 de agosto y el 7 de septiembre?

3. qué pasó a partir del 7 de spetiembre que se puede afirmar que 

YA NO HAY NI CASOS NI HOSPITALIZADOS NI SIQUIERA FALLECIDOS POR COVID 19-

 En mi opinión, hay dos explicaciones posibles.

El 1 de julio se inició una nueva politíca: tests a mansalva. lo que disparó la cifra

Al mismo tiempo, todos los ingresados que podían serlo lo eran por Covid, así fueran un tráfico o una gastroenteritis-

 De repente, el 20 de agosto, alguien dijo algo. Y se detuvo esta locura del todo vale. Y a partir del 7 de septiembre, parece que la cordura ha regresado a los hospitales y ya no meten cualquier cosa por Covid, por tanto, como ya casi no hay nada, pues estamos a CERO.

Lo terrible es que se sigue con la destrucción de la economía española por algo que ya no existe.

 Acudo a Ud. porque todo apunta a que el Gobierno y los medios de comunicación no están recibiendo la información que se supone es oficial y correcta, del  Instituto Carlos III, y me preocupa sobremanera lo que está pasando!

 Siendo Ud. una profesional  del tema, y dado que ni Simón ni el Ministro Illa son, como todo el mundo sabe,  ningunos expertos en epidemiología  y reconocen no tener asesoramiento de ningún experto, le ruego me diga su opinión sobre lo que está pasando y si ve la posibilidad de hacer llegar la verdad a la población.

 

Quedo atentísima a su respuesta,

 

Pilar Baselga 

 

aquí el enlace al informe nº44

https://www.isciii.es/QueHacemos/Servicios/VigilanciaSaludPublicaRENAVE/EnfermedadesTransmisibles/Documents/INFORMES/Informes%20COVID-19/Informe%20n%C2%BA%2044.%20Situaci%C3%B3n%20de%20COVID-19%20en%20Espa%C3%B1a%20a%2016%20de%20septiembre%20de%202020.pdf

 

 

 

El 27 de agosto les envié el siguiente mail que quedó sin respuesta:

 

 

El jue., 27 ago. 2020 a las 19:41, Pilar Baselga (<m>) escribió:

 

Estimados expertos en comunicación y en Mortalidad del Instituto Carlos III, 

 

Lamento decirles que su respuesta, si bien explica de dónde sacan los datos, no me contesta a mi pregunta que es muy sencilla:

 

¿Por qué las cifras de fallecidos por Covid 19 en su informe del 20 de mayo era de 18.975 mientras se sigue hablando de  28. 678 en otros lugares de su web, o incluso de 40.000 fallecidos en algunos medios de comunicación ?

 

Les ruego me contesten con claridad, y no me mareen con quién les ha dado los datos, porque lo que importa es la cifra que Uds. publican, y díganme:

 

CUÁNTAS  PERSONAS HAN FALLECIDO DE COVID 19 HASTA LA FECHA DE HOY

Y EN QUÉ LUGAR DE SU WEB ESTÁ PUBLICADA ESA CIFRA total.

 

Supongo que, ya que son Uds. los especialistas del tema de toda España y cobran de nuestros impuestos para velar por la contabilidad  de los contagios y fallecimientos por enfermedades,  deben contestar sin dilación a una pregunta tan sencilla.

 

https://www.isciii.es/QueHacemos/Servicios/VigilanciaSaludPublicaRENAVE/EnfermedadesTransmisibles/Documents/INFORMES/Informes%20COVID-19/Informe%20n%c2%ba%2030.%20Situaci%c3%b3n%20de%20COVID-19%20en%20Espa%c3%b1a%20a%2011%20de%20mayo%20de%202020.pdf  

Aquí dicen que han fallecido a 11 de mayo :  16.225 pero la última actualización del 20 de agosto, ya no contabilizan desde el inicio de la plandemia, sino sólo desde el 10 de mayo dónde  se anotan 589 fallecidos desde el 10 de mayo hasta el 20 de agosto, es decir que SEGÚN SUS DATOS EL TOTAL DE FALLECIDOS ES DE 16. 814 a día 20 de agosto, 

LO QUE CONTRADICE EL TOTAL DEL INFORME DEL 29 DE MAYO QUE APUNTA LA CIFRA DE 18.975 A DÍA 29 DE MAYO.

¿Les parece serio esto?

 ESTAMOS EN ESTADO DE ALERTA Y NOS AMENAZAN CON CONFINARNOS PORQUE HAY PELIGRO DE REBROTES?? CUANDO DESDE EL 10 DE MAYO, en tres meses, SÓLO HAN MUERTO 589 PERSONAS EN UN PAÍS DE 47 MILLONES DE HABITANTES?

Les ruego no me mareen más con contestaciones que no vienen a cuento.

Y díganme la cifra real cuanto antes, porque estoy trabajando con un bufete de abogados para ver de qué manera podemos denunciar esta opacidad de un instituto nacional que se presenta como asociado al Portal de Transparencia, pero luego no es nada transparente en sus cifras.

 Por otra parte, en medicina siempre se ha considerado un "caso" a un enfermo, no a alguien que ha dado positivo en un test PCR que no es específico del COVID.19, como dice el propio ministerio de Sanidad en su web. Pero Uds. están contabilizando como casos a personas que son "confirmados por cualquier técnica"  lo que significa que Uds. están confundiendo al público contabilizando a personas sanas como enfermas, basándose en datos de test que tienen un altísimo porcentaje de fallos. 

Esto tampoco parece serio. 

 De confirmarse en breve, como dice la OMS, que los asintomáticos no son enfermos y no contagian, no solamente el Instituto Carlos III podría ser demandado sino también sus responsables y expertos, por crear pánico en la sociedad, esto es, por terrorismo.

 Quedo a la espera de su respuesta

Pilar Baselga

 

 (ver también aquí 

https://www.isciii.es/QueHacemos/Servicios/VigilanciaSaludPublicaRENAVE/EnfermedadesTransmisibles/Documents/INFORMES/Informes%20COVID-19/Informe%20COVID-19.%20N%C2%BA%2040_20agosto2020_ISCIII.pdf

 

 

El vie., 19 jun. 2020 a las 9:19, Mortalidad (<mortalidad@isciii.es>) escribió:

Estimada Pilar,

 

En el informe al que usted hace referencia, se especifica que la información recogida procede de la notificación individualizada de casos COVID-19 que las CCAA declaran a la Red Nacional de Vigilancia Epidemiológica (RENAVE) a través de la aplicación informática SiViEs. En dicho informe se muestra los resultados del análisis de los casos de COVID-19 con fecha de diagnóstico anterior al 11 de mayo de 2020. La extracción de datos se realizó el 29 de mayo de 2020 a las 11:00h, y contiene 250.273 casos confirmados por cualquier técnica con fecha de diagnóstico previa al 11 de mayo de 2020 y 18.975 defunciones (con fecha de defunción).

 

En SiViEs se contabilizan los casos notificados de COVID-19, siguiendo la estrategia de vigilancia y control de la pandemia de COVID-19 vigente en cada momento. Hasta el 10 de mayo se incluían casos confirmados y probables, diagnosticados por todas las técnicas de laboratorio disponibles (PCR, test serológico ELISA, test rápido de anticuerpos o test de antígeno). A partir del 11 de mayo, se contabilizan los casos confirmados diagnosticados por PCR (y en algunos casos específicos los diagnosticados por IgM por ELISA) de acuerdo a la Estrategia de Diagnóstico, Vigilancia y Control en la Fase de Transición de la Pandemia de Covid-19 e Indicadores de Seguimiento del Ministerio de Sanidad que fue consensuada por los miembros de la Ponencia de Alertas de  todas las CCAA. SiViES es una plataforma activa, a la que las CCAA van incorporando información conforme la tienen disponible. Es por ello que todos los resultados son provisionales y deben interpretarse con precaución, ya que se ofrece la información disponible en el momento de la extracción de datos. Por este motivo la información recogida puede ser incompleta, contener errores y sufrir retrasos en distinta medida, por lo que se precisa de un tiempo para su depuración y consolidación. 

 

Las cifras oficiales que proporciona el Ministerio de Sanidad con anterioridad al 11 de mayo, se obtenían de la notificación diaria agregada por parte de las CCAA al ministerio de Sanidad, ante la imposibilidad de tener una información diaria con la precisión que exigía la plataforma SiViES. Mientras tanto la declaración a la RENAVE a través de SiViES se ha ido y se va consolidando en la actualidad. A partir del 10 de mayo, con el cambio de la situación epidemiológica y de la estrategia de vigilancia coordinada por el Ministerio de Sanidad, todas las CCAA declaran a la RENAVE exclusivamente a través de la plataforma SiViES, por lo que en la actualidad existe una única fuente de datos.

 

Entonces, en relación a su pregunta, ¿por qué en un momento determinando de la pandemia, las cifras oficiales de defunciones ofrecidas por el Ministerio de Sanidad han podido ser diferentes a las ofrecidas por los Informes COVID-19?  Pues precisamente porque las primeras procedían de la información diaria agregada que las CCAA proporcionaban al Ministerio de Sanidad y respondían más fielmente al total de defunciones que se estaban produciendo en España. En contraste, el número de casos y defunciones que se obtienen de la declaración a la RENAVE a través de la plataforma SiViES, por su propia naturaleza, activa, en el sentido que las CCAA actualizan los datos cuando están disponible, y limitada, por el retraso en la obtención de información consolidada, suele ofrece cifras diferentes que las que las CCAA notificaron en cada momento al Ministerio de Sanidad y desde luego incompletas en número. Su principal ventaja reside en contener las características epidemiológicas y clínicas de interés para el conocimiento de la evolución pandemia de COVID-19 en España.

 

Esperamos poder haber contestado a su pregunta

Un cordial saludo